01 noviembre, 2015

Carne roja, embutidos y cáncer: 8 preguntas a la nutricionista




Hace algunos días la Organización Mundial de la salud nos sorprendía con la publicación de un informe en el cual declaraba la carne roja y los embutidos como potenciales carcinógenos para los humanos. Obviamente las reacciones no se hicieron esperar y hemos tenido toda una semana de artículos y declaraciones de todo tipo: desde quienes defienden la adopción de una dieta vegetariana hasta quienes plantean que se ha comido carne toda la vida y que el aumento en las estadísticas de enfermos de cáncer han aumentado por cuestiones externas (por ejemplo, por el empeoramiento de las condiciones medioambientales).

Al leer sobre el tema me surgieron varias preguntas y para resolverlas acudí a Leticia Carrera, directora técnica del centro de Felicidad Carrera, quien es licenciada en Farmacia y especialista en Bioquímica y Nutrición. Dado el impacto de la noticia, he decidido compartirlas en el blog porque puede ayudarnos a aclarar varias cosas.


 ¿Es nuevo el anuncio de que la carne roja es 'probablemente carcinógena?  

L.C: No es nuevo, ya había estudios epidemiológicos anteriores que sugerían que pequeños aumentos en el riesgo de varios tipos de cáncer podrían estar relacionados con una alto consumo de carne roja o carne procesada, por eso ya se recomendaba un consumo moderado.


¿Realmente es tan mala como la pintan? 

En el caso de la carne roja la clasificación como probablemente cancerígena se basa en una evidencia limitada, es decir que estudios epidemiológicos muestran una asociación positiva entre el consumo de carne roja y el desarrollo de cancer colonorrectal pero que no se pueden descartar otras explicaciones para las observaciones. El problema de determinar las causas del cáncer es la imposibilidad de evaluar, conocer y cuantificar todos los factores ambientales e incluso genéticos que pueden intervenir.


 ¿Hay embutidos más sanos que otros? 

L.C: En el caso de la carne procesada donde están incluidos los embutidos sí hay suficiente evidencia de carcinogeneicidad en humanos y  el riesgo aumenta con el consumo, se estimó que cada porción de 50g consumida diariamente aumenta el riesgo de cancer colonorrectal en un 18%. En este grupo están las carnes en salazón, curado, ahumado, fermentación, y todos los procesos destinados a mejorar su conservación o sabor. Por tanto los embutidos están incluidos en este grupo.


¿Si lo comemos esporádicamente corremos los mismos riesgos que quien los consume a menudo? 

L.C: No, en los estudios el riesgo aumenta con la cantidad de carne consumida.


El jamón serrano está dentro de la 'lista negra' que ha pubicado la OMS pero siempre hemos escuchado que tiene beneficios para la salud. ¿Quién tiene la razón? 

L.C: Sí está dentro pero debemos esperar a los resultados finales del estudio a principios del 2016 que serán más precisos en cuanto a la repercusión en la salud pública y el lugar que ocuparán las carnes en la alimentación saludable.  Como bien dices el jamón serrano sabemos que tiene grasas cardiosaludables esperemos que con las conclusiones finales el jamón sea una excepción a las carnes procesadas para poder seguir disfrutando con su ingesta.


¿Cuánta carne roja podríamos comer a la semana para que sea considerada una ración saludable? 

LC: 500g


¿Existen alimentos que puedan contrarrestar el efecto carcinógeno de los productos que ha anunciado la OMS? 

L.C: Los antioxidantes: aguacate, frutos rojos, nueces, pesado azul, tomate, coles, aceite de oliva virgen, cítricos,...


¿Cuáles consideras que son las mejores fuentes alternativas de proteína? 

L.C: Pescado y marisco, huevos, lácteos, el pollo, el pavo, la soja, las legumbres, el arroz, la quinoa...


Admito que yo soy de las que come carne roja (poca, pero la consumo), y embutidos como pavo en lonchas (hace parte de mi desayuno junto con mi adorado batido de avena), y jamón serrano y la verdad es que no creo que vaya a modificar mi dieta. Creo que como bien dice Leticia, hacerlo de forma moderada y combinándola con frutas y verduras frescas, podemos lograr un buen equilibrio. Eso sí, creo que nos falta experimentar con productos de origen vegetal que pueden aportar la misma cantidad de proteínas que las de origen animal (algunos de los cuales ya son considerados a nivel mundial como 'Superalimentos').

Por supuesto no puedo terminar el post sin agradecer a Leticia por su disposición y colaboración para elaborar este post.

¿Cuál es vuestra postura al respecto?. ¿Modificaréis vuestra dieta debido al anuncio de la OMS?

¡Que tengáis una estupenda semana  y gracias por leerme!

¿TE HA GUSTADO ESTE POST? ¡COMPÁRTELO!

15 comentarios:

  1. Desde luego es un tema que esta a la orden del día
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Después de "la tormenta" se agradece mucho información contrastada, la verdad.
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  3. Yo no suelo comer mucha carne, por cuestión de gusto y tal, pero aún así tomo bastante porque no se me ocurren otras opciones aparte para suplir las proteínas (hacerse un filetito a la plancha acaba siendo lo más comodo).

    un besín!

    www.peliholica.blogspot.com

    ResponderEliminar
  4. A mi lo que me hace gracia es que se han revolucionado las redes sociales con este anuncio como si hubieran descubierto la pólvora. A ver, señores, que esto no es nuevo. De hecho, hay muchas personas que no toleran las carnes rojas, y el cuerpo tiende a no tolerar elementos que pueden ser dañinos de alguna manera.
    Por supuesto, influyen cantidades a tomar, niveles de asimilación, rangos de intolerancia, prodecencia y tratamiento de las carnes, y mil cosas más, pero hay que leer bien las cosa sy especificarla, como has hecho en tu post, que me ha resultado muy interesante.

    Besos!

    ResponderEliminar
  5. Hola Lola, a mí me pasa como a tí, como carne pero no mucha, así que mientras el consumo sea moderado creo que no hay que alarmarse, aunque desde hace bastante tiempo como más pescado que antes, el caso es ir introduciendo otros alimentos más saludables. Gracias por este post, lo compartiré. Un beso. :)

    ResponderEliminar
  6. Gran entrada.
    Yo no consumo apenas carne roja pero si me gusta el jamón serrano. Opino que cómo con todo hay que tomar con moderación y ya.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. Yo creo que en general se trata de anuncios alarmistas que no entiendo, ¿es mala información o hay intereses encubiertos? Y justo antes de la época de mayor venta de embutidos del año, como en las ferias de productos locales de los pueblos que se hacen de cara a Navidad.
    Lo confieso, soy carnívora, me gusta mucho la verdura y como por mi salud tengo que comer más pescado azul y marisco al final como carne unas dos veces en semana, pero cuando después de dos semanas de dieta la nutricionista me preguntó qué echaba de menos comer mi respuesta inmediata fue chuletas de cerdo. Nunca podría ser vegetariana, porque echaría mucho de menos la carne y porque por mi salud no puedo consumir soja, que es uno de los recursos proteicos más importantes en una dieta vegetariana.
    Y otra pregunta con respuestas públicas manipuladas ¿es más sana una dieta vegetariana? en mi opinión personal creo que no, que es más sano llevar una dieta saludable a base de productos frescos de temporada y evitar los alimentos precocinados, con aditivos cancerígenos y calorías vacías (¿en esta categoría podría entrar una lasaña de verduras congelada?).
    Siempre se ha recomendado limitar el consumo de carnes procesadas al igual que la bollería industrial, por ejemplo. Y creo que la noticia que nos han bombardeado esta semana no aporta nada nuevo. Cuando hablen específicamente de estudios demostrados sobre el jamón serrano en concreto, o sobre el efecto real en la salud humana de la carne roja entonces me parecerá una noticia seria.
    Puede que haya gente que esta semana no ha comprado carne y sin embargo ha seguido consumiendo refrescos o fumando, ¿qué contradicción no?

    Eso es todo, perdón por el tocho.

    ResponderEliminar
  8. Que post tan interesante! Está todo revolucionado con el tema, pero no es algo nuevo, mucha gente dejó de incluir en su dieta estos productos hace tiempo...
    Un beso!!

    ResponderEliminar
  9. Muchas gracias por la info!!! pero al igual que ha sucedido con otros productos en otras ocasiones no me han alarmado y no he hecho ningún caso de la noticia, soy de una zona de Valencia (Utiel-Requena) donde tenemos unas morcillas y unas gueñas de "toma pan y moja" y donde siempre se ha hecho la matanza del cerdo, aunque no vivo allí no me resigno a prescindir de tan estupendo mangar en cuanto algún familiar me lo trae o yo voy allí, ahora que además van a poner tienda online en algunas carnicerías no puedo estar más contenta!!! no lo voy a tomar todos los días porque no lo he hecho nunca pero desde luego tampoco prescindir, que dicho sea de paso mi tío con 92 años que vive allí saborea absolutamente todos los días!!!! También me pregunto que habrá detrás de todo esto de la OMS... por casualidad ¿no será una promoción de los asquerositos insectos que quieren meter en el mercado?no quiero ser malpensada pero desde luego hace al igual que otras veces no voy a hacer ningun caso lo diga quien lo diga!!!

    Besos

    ResponderEliminar
  10. Yo sólo digo que hay estudios de muchos tipo y que "científicamente" hay opiniones para todos los gustos, porque los estudios viran a un lado o a otro por diferentes razones. Y aquí, para quien guste de contrastar, dejo esto:

    http://ablogios.com/2015/10/29/no-dejes-de-comer-carne/

    http://www.juventudybelleza.com/2015/10/la-oms-quiere-quitarnos-el-bacon.html

    Por supuesto, cada uno que escoja si quiere o no quiere comer ciertas cosas, si quiere ser vegetariano o no, o lo que sea... Pero que no me vendan la moto de "estudios científicos", que parece que una bata blanca ya sienta cátedra.

    ResponderEliminar
  11. Un post super interesante Lola pero como le ha pasado a muchas no me he alarmado absolutamente nada con la noticia... Os acordáis cuando tomar aceite de oliva era malo?. Que controlen las sustancias que se sabe son cancerígenas y que se añaden a las carnes y otros alimentos para tener mejor aspecto por ejemplo, los alimentos transgénicos.... eso no provoca cáncer????. Comer es un placer y como todo en esta vida la moderación y el sentido común es lo mejor y lo más sano. Gracias como siempre, bsños.

    ResponderEliminar
  12. Fantástica entrada, yo creo que no modificaré nada, todas estas oleadas siempre han estado ahí y van cambiando. Si la dieta es variada como tiene que ser no veo donde está el problema.
    ¡Un besote!

    ResponderEliminar
  13. Un post muy interesante, aunque personalmente de los estudios me creo la mitad, no es la primera vez que dicen que un producto produce cáncer y luego dicen lo contrario, dependiendo de las necesidades del mercado. No soy una gran consumidora de carne, pero tampoco voy a modificar mi dieta.

    ResponderEliminar

Tu opinión es vital para la construcción de este blog, ¡gracias!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...