Dior lanza dos nuevas bases Forever para usarlas a la vez (y el resultado me encanta)




Los fondos de maquillaje de Dior tienen algo especial: además de ofrecer una piel inmaculada, ofrecen innovaciones que invitan a experimentar con ellos para ir más allá de unificar el tono. Es lo que sucede con la nueva familia 'Forever', un clásico que acaba de reinventarse y su nueva versión llamada 'Dior Forever Skin Glow', un dúo creado para jugar con los acabados y los puntos de luz de nuestro rostro. Ya os las había mencionado como dos de las bases que deberíais probar esta primavera, pero quería contaros mi opinión sobre ellas tras haberlas usado.


Las fórmulas de estas dos bases comparten algo en común: los pigmentos se benefician de un envoltorio de origen vegetal hidrófobo que resiste a la humedad. El color no se mueve, no cambia, ni pierde intensidad. Por eso es vital elegircon exactitud nuestro tono, aunque este no será un problema, ya que hay 67 disponibles con una amplia variedad de subtonos (desde frío hasta oliva).

Forever: una base mate-luminosa es una apuesta segura

Aunque Forever se lanzó en 2016 (y desde ese momento me conquistó), esta nueva versión también me ha gustado bastante, ya que su nueva tecnología ha logrado una base que se funde más fácilmente con la piel.

Tanto su textura cremosa y su acabado mate-luminoso siguen intactos. También he notado que controla mejor los brillos que la anterior, incluso cuando aplico previamente una crema muy hidratante. Es y sigue siendo una de mis bases favoritas de la marca (junto con Dior Backstage Face & Body Foundation, de la cual he perdido la cuenta de las veces que os la he recomendado).


Dior Forever Skin Glow: se hizo la luz




La sorpresa que nos tenía reservada la marca par este año era Forever Skin Glow, una base que ofrece una piel jugosa e hidratada que refleja la luz. Dior lo consigue con una fórmula basada en aceites ligeros y agentes hidratantes que brindan una luminosidad muy natural, además de un polvo de brillo que fija el producto a la piel.

Aunque el resultado es precioso en un primer momento, con el paso de las horas aparecen los temidos brillos si la aplico en todo el rostro de una forma uniforme. Haciendo caso a las recomendaciones del director creativo de Dior, he probado a aplicarla solo bajo las ojeras y en la parte alta de las mejillas y el resultado es maravilloso: consigo luz justo donde la necesito y este truco me quita casi por completo la cara de cansancio que me acompaña desde hace unos meses por obvias razones.

Si solo pudiese elegir una sin duda me quedaría con Forever, pero si tuviese que recomendar un fondo de maquillaje a alguien con la piel seca no lo dudaría un segundo: Forever Skin Glow sería la elgida.

¿Alguno de vosotros las ha probado? ¿Qué tipo de acabado preferís?

¡Que tengáis un día estupendo y gracias por leerme!

¿TE HA GUSTADO ESTE POST? ¡COMPÁRTELO!

6 comentarios

  1. No he probado ninguna de las dos pero sin duda elegiríoa la Glow


    Besos

    ResponderEliminar
  2. Creo que me quedaría con la segunda, pero nod escarto que me tocara usar el truco de mezclarlas en verano. Besos!

    ResponderEliminar
  3. Me parece buen truco mezclarlas, en mi caso creo que podría usar solo la segunda aunque no descartaría mezclarlas. bsts

    ResponderEliminar
  4. Me encantan las bases y maquillajes de Dior
    Besitos

    ResponderEliminar
  5. a mi también me gusta más la segunda opción del maquillaje ;)

    ResponderEliminar

Tu opinión es vital para la construcción de este blog, ¡gracias!