Diez claves para cuidar tu piel a partir de los 30 años




Si alguna vez te has sorprendido con una arruga línea de expresión que antes no estaba, con las mejillas un poco menos firmes y con un metabolismo implacable que ya no te perdona ni un solo día de excesos, probablemente tu cuerpo te está avisando que los treinta ya están aquí. Tu piel lo nota y por eso necesitas tener algunos cuidados que antes ni te planteabas. Si es tu caso, toma atenta nota...

Duerme más

La rutina de la vida moderna nos lleva a quitarnos horas de sueño para invertirlas en otras cosas (juraría que a la gran mayoría nos las roba el móvil). Lo malo es que ese tiempo de descanso que queda pendiente cobra factura sobre nuestra salud -y no solo en la de nuestra piel-.

Descansar es vital para el proceso de regeneración que lleva a cabo la dermis cada noche (y que según algunos estudios empieza a las 11 de la noche, hora en la que ya deberíamos estar durmiendo). Si tú piel se nota cansada, seguramente sea señal de que te falta dormir más.


Come mejor



Estoy segura que la práctica la sabemos, pero la práctica falla por muchos motivos. Hay algunos trucos infalibles para comer de forma más saludable: iIntenta planificar tus menús, cambia proteínas animales por vegetales, evita las harinas refinadas y si quieres tener una mejor piel (y de paso vivir algunos años mas), reduce el consumo de azúcar al mínimo posible.


Bebe más agua

He querido dejar el tema de la hidratación en un item aparte porque sé que a muchas personas les cuesta beber la cantidad de agua que se recomienda al día. Sin embargo a esta edad  esa carencia se nota mucho más, así que es momento de dar la bienvenida a las infusiones, a los tés y a las aguas de frutas, lo notarás de inmediato.


Muévete más

El deporte estimula la circulación sanguínea y la oxigenación del cuerpo (incluida la piel), lo que se traduce en un mejor tono, más elasticidad y menos arrugas. Además a través del sudor eliminamos toxinas, así  que si uno de vuestros propósitos para este año es practicar algo de deporte, esta cosecuencia puede sumarse a la lista de razones para motivaros.


Utiliza productos anti-edad

Cuando llegas a esta edad te das cuenta que ya no te vale cualquier crema. Tu piel te pide más hidratación, más nutrientes y notas que las fórmulas con ingredientes como péptidos y aceites te van de maravilla. Es hora de dar la bienvenida a los productos antiedad, esos que ayudan a repulpar y a retrasar la aparición de las primeras arrugas de expresión.



En mi caso las he incorporado desde hace años, aunque actualmente estoy usando la crema de día y la de noche de la línea de Granada de Weleda, de la que ya había probado otros productos y me habían convencido completamente. Esta gama en particula está hecha a base de aceites de granada, sésamo, girasol y argán, además de mateca de karité. La textura de la crema nocturna es un poco más rica y en esta época me está viniendo fenomenal... ya sabéis que soy fan de la cosmética natural por sus resultados, así que os las recomiendo por su excelente relación calidad-precio.


No salgas (nunca) sin un buen protector solar

El mejor antiarrugas es un buen solar y es algo que no me canso de repetir. Teniendo en cuenta que el sol destruye el colágeno de la piel y es el culpable de la gran mayoría de manchas que tenemos, es importante tomar conciencia y prevenir. Los casos de cáncer de piel en España se han disparado, tanto que es una enfermedad que está a punto de convertirse en una epidemia. Huir del sol, más que una cuestión de estética, es de salud.


Invierte en buenos productos

Con el paso de los años y los cientos de productos que han pasado por mi tocador, me he dado cuenta que el precio de los cosméticos y el resultado que ofrecen no siempre van de la mano. Es verdad que un buen producto necesita buenas materias primas y mucha investigación, por eso es más importante investigar y fijarse en las fórmulas, que dejarse llevar por el anuncio de turno.


Sé estricta con tu rutina facial

Cuando tenemos 20 años seguramente no le damos tanta importancia a irnos a dormir alguna noche sin desmaquillarnos o a no aplicar una hidratante durante el día y la noche. Sin embargo con los años la piel cambia y necesita que le mimes más. Creo que la 'madurez cosmética' llega cuando encontramos nuestra rutina de limpieza e hidratación perfectas para nuestro tipo de piel y la seguimos a rajatabla y sin disculpas.


Hazte al menos un par de tratamientos de cabina al año



Cuando empiezas a notar que tu piel ya no tiene la misma vitalidad de los veinte años, es bueno invertir en tratamientos específicos (ya sea una limpieza facial, un peeling en condiciones, uno que hidrate en profundidad o alguno reafirmante). Desde hace algunos años lo hago y creo que es uno de los mejores regalos que me puedo dar porque el resultado se nota a corto y largo plazo.


Estrésate menos

Sé que es muy fácil decirlo, pero si de verdad queréis manteneros bien, es importante mantener bajos niveles de estrés (y no lo digo sólo por la piel). Acepta que no tienes el don de multiplicar las horas que tiene el día, que no pasa nada si no llegas a todo (el mundo seguirá su camino, te lo aseguro), y que la fórmula de la felicidad es enfadarse menos y reírse más. A veces el estrés funciona como una niebla espesa que no nos deja ver las cosas maravillosas que tenemos a nuestro alrededor.

Está claro que no existe la fórmula de la eterna juventud, pero nunca está de más cuidarnos porque la importancia del cuidado facial radica en que nos guste lo que vemos en el espejo cada mañana.

Si os habéis sentido identificadas con este post me encantaría que me contárais si habéis notado cambios en vuestras piel al llegar a los 30 y si habéis cambiado en algo vuestras rutinas de cuidado.

¡Que tengáis un día estupendo y gracias por leerme!

¿TE HA GUSTADO ESTE POST? ¡COMPÁRTELO!

7 comentarios

  1. Yo añadiría que se prescindiera también de tabaco y alcohol ^^

    ResponderEliminar
  2. Yo ya voy para los 40 y la verdad es que soy bastante constante cumpliéndolos todos...salvo el del estrés,que a nivel profesional sí me afecta a veces.
    Un besito!

    ResponderEliminar
  3. Yo tengo 30 más!!! ya añadiría otra muy muy importante ¡¡¡No obsesionarse!!!!, para mí la primera clave

    Besos


    ResponderEliminar
  4. La mayoría vienen bien a cualquier edad (duerme más, estrésate menos, come mejor, muévete un poco,...)
    Besos!

    ResponderEliminar
  5. Yo ya pasé los 30 hace bastante y a mí me cuesta cumplir algunas de las rutinas, por ejemplo la de dormir más, aquí estoy metida en la cama y con el móvil en la mano, la de beber más agua también me cuesta. La línea de granada de Welleda a mí también me gusta.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  6. tomo buena nota! por la cuenta que me trae muchas gracias por compartir, felices reyes y feliz año!
    besitos.

    ResponderEliminar
  7. Muy buenos consejos aunque creo que la mayoría tenemos que hacerlos aunque seamos más jóvenes,jeje.bsts

    ResponderEliminar

Tu opinión es vital para la construcción de este blog, ¡gracias!